Martes 1 de Diciembre de 2020 / Año de la Universalización de la Salud

Cultura

Erica Yonamine: “El Covid nos hizo adelantar a muchos años la manera de enseñar, en algún momento iba a venir”

28 Agosto, 2020
Erica Yonamine: “El Covid nos hizo adelantar a muchos años la manera de enseñar, en algún momento iba a venir”
Redacción: NikkeiPlus

TEXTO: ROGER GONZALES ARAKI

FOTOS: ERICA YONAMINE

El arte no se puede detener. Para Erica Yonamine, directora de la Escuela Ryuseihonryu Ryuseikai Perú, la enseñanza virtual es una nueva forma de compartir lo aprendido porque “adelantó” la forma de enseñar.

En sus clases no sólo enseña a bailar, sino también a aprender más sobre la cultura japonesa y el significado de las danzas ¿Cómo bailar una danza que no conoces? 

Este martes 1 de setiembre de 7.00 – 8.00 p.m se inicia un curso básico de danza Okinawa virtual ¿Cómo lograr una enseñanza óptima de la nueva forma? En esta entrevista nos cuenta los detalles. También podrán saber los detalles para inscribirse.

Cuéntame cómo han sido estos meses desde la pandemia ya que los rubros de arte y eventos han sido los más golpeados ¿Ya estabas dictando clases de manera virtual?
No, primera vez que dicto clases de manera virtual, nunca imaginé darlas. Tampoco conocía las plataformas. Yo enseño el curso “Odori“ en el Colegio La Unión y debido a las clases virtuales que comenzaron a dictarse entro en contacto con este mundo. Cuando comenzó la cuarentena y cada dos semanas se extendían, no le veía un encuentro físico cercano con las alumnas de mi escuela y entonces empecé a estudiar la manera de poder seguir dando clases para que lo aprendido no quede dormido. Pensar en cómo reactivarme me llevó unos dos meses, recién en junio comencé mis clases virtuales bajo el programa virtual “Odori Bunka Art” (danza, cultura y arte) un lugar donde enlazamos la danza okinawense con las diferentes artes expresivas.

Dicen que es más complicado enseñar de manera virtual ¿Es verdad?
Es otra manera de enseñar. La virtualidad me hizo ver la enseñanza desde otra mirada,  he tenido a que aprender, reflexionar, pensar y ver la manera de cómo llegar al otro lado de la pantalla. He realizado un mix de herramientas, las que uso como docente en el colegio y las que creo necesarias para enseñar la danza okinawense. Soy consciente que en las clases virtuales no puedo enseñar al 100% la parte práctica del odori porque se pierde la conexión directa  cuerpo a cuerpo que uno puede tener cuando está en una clase presencial como poder  corregirle un movimiento al acto , la mirada , la dirección del cuerpo entre otras cosas, hay varios puntos que dificultan esa enseñando como por ejemplo  la conexión  de internet que tiene cada uno , otra  es que el movimiento no debe ser espejo al mío, es decir ellas deben captar el movimiento y decodificarlo mentalmente y realizarlo para el lado contrario, es decir  cuando yo me muevo a mi derecha ellas también deben hacerlo a su derecha pero como me ven por pantalla como espejo se van a la izquierda, pero poco a poco ya lo están logrando. Lo que sí  he potenciado  muchísimo  es la parte del análisis, del  porqué de los movimientos, de aprender a apreciar el arte de la danza mediante la observación y análisis de videos de diferentes danzas ó conversatorios, de interpretar los odoris  dibujarlo y explicarlo, de cantar, de  aprender palabras en japonés,  de comprender un texto entre otras cosas  siempre terminamos relacionándolo con los odoris de Okinawa.

¿Hay una manera distinta de preparar las clases?
Sí, debo preparar mi clase práctica y a la vez buscar material didáctico para realzar en la clase (videos, fichas, letras de canciones, textos, etc) 

CÓMO INSCRIBIRSE

E- mail: ryuseikaiperu@gmail. com 
Facebook: Ryuseihonryu Ryuseikai Perú
Whatsapp: 9420 – 22134

¿Crees que la dificultad para enseñar a niños de manera virtual es más alta?
No, yo trabajo muy bien con las más pequeñas que van de los 5 años, son muy sinceras, naturales y espontáneas ¡Me encantan!, claro que con ellas debe haber un adulto que las esté supervisando. La clase la divido en práctica que serían los movimientos del odori y la otra mitad en actividades que realizamos sentadas. Ellas están en una edad que les gusta mucho pintar, dibujar y eso es bueno. Las hago relacionar lo que hacen en la danza y dibujarlo.  Por ejemplo les voy narrando el odori como un cuento, de qué trata, qué elementos aparecen (por ejemplo cielo, mar, nube etc ) y ellas se lo van imaginando y luego lo dibujan. De esa manera relacionan el movimiento con la imagen, y es mucho más enriquecedor porque saben de qué se trata, saben cómo deben expresarlo y fácil de recordar los pasos.

¿Es lo más complicado que te ha tocado vivir como profesional en todos estos años?
Diría fue un golpe fuerte para la educación a nivel mundial, los profesores de un momento a otro nos tuvimos que convertir en “maestros de la computación” y ser sensibles y creativos que eso nos diferencia de una máquina, nadie pensaba en que la educación se iba a volver de forma virtual tan pronto , eso sólo se veía en las películas futuristas  El Covid nos hizo adelantar a muchos años la manera de enseñar, en algún momento iba a venir.



LO MÁS LEIDO

Mario y Sergio Nakasone: Los EmprendeDrones

Mario y Sergio Nakasone: Los EmprendeDrones

Yokoi Kenji: La limpieza es la base para la prosperidad

Yokoi Kenji: La limpieza es la base para la prosperidad

5 motivos para ir al Matsuri

5 motivos para ir al Matsuri

‘Meli’ Araki: “De niña me regalaron instrumentos en lugar de muñecas”

‘Meli’ Araki: “De niña me regalaron instrumentos en lugar de muñecas”